miércoles, 4 de febrero de 2009

Soluciones para el impasse mediático-electoral

Hoy me topé con una columna de Luis Alberto Alcaraz, de un diario de Puerto Vallarta, que opina sobre el lío que se traen las televisoras con el IFE porque los obliga a pasar paquetes de tres minutos de publicidad partidista - electoral sin cobrar. Su argumento central es que las televisoras no tienen nada de qué quejarse, pues ellas mismas rutinariamente le recetan al respetable sus dosis de anuncios comerciales inanes. Ahí les va una probadita:

[A]hora será posible ver un anuncio del PSD en eventos como el supertazón, cuando antes los mensajes de esos partidos pasaban a las 4 de la mañana en La Hora del Doctor Simi por canal 4 del Valle de México. Hoy el PRD se pudo dar el lujo de trasmitir sus mensajes durante el supertazón por Televisa, algo que en las condiciones anteriores le hubiera costado una auténtica millonada.

Cada día, cada hora, las televisoras y estaciones de radio nos atosigan de todo tipo de propaganda sin que muestren la menor preocupación por el bienestar del auditorio. Los programas estelares de Televisa y Televisión Azteca tienen cortes de más de 3 minutos en los que nos atiborran de publicidad que no nos importa pero a sus anunciantes sí. Y en ningún momento nos salen con la advertencia de: “estimado televidente, por instrucciones de Chedraui nos vemos obligados a interrumpir su telenovela favorita, en tres minutos continuamos con nuestra programación habitual”. No, al contrario, a cada rato nos sorrajan tandas de anuncios comerciales de todo tipo sin el menor recato, obligándonos incluso a ver publicidad de charlatanes como Amira y Walter Mercado, quienes con una llamadita de 15 pesos nos van a salvar el día con sus predicciones astrológicas.


La verdad, las televisoras sí avisan que van a pasar anuncios. Excepto con la programación gringa, que tiene sus propios cortes bien definidos, pero nunca son respetados. Pero en general tiene toda la razón. También tiene toda la razón en que la norma así como está no es muy útil y que necesita flexibilidad, sobre todo en las transmisiones deportivas. Alcaraz propone embutir toda la publicidad partidista durante el medio tiempo del fut.

Como ciudadano preocupado y buena onda que soy, les propongo a las televisoras y al IFE, sin ningún costo, otras soluciones que se me ocurren para mejorar las pautas electorales:

* Partidos diferidos. Pamboleros del mundo, traigo un mensaje que les cambiará la vida: No pasa nada si no ven el juego en vivo. Desde lo de Janet Jackson, el Super Tazón llega 1 o 2 segundos diferidos, más el segundo o dos que se tarda la señal en pasar por los satélites. Nadie se va a morir si ve el golazo del Bofo (¿todavía juega el Bofo?) tres o seis minutos después de que ocurrió. Los tiempos se prestan para pasar tres minutos de anuncios justo antes del primer tiempo y del segundo, ¿no?
Y de todas formas, van a volver a ver los mismos goles en Acción, DeporTV, Los Protagonistas, En la jugada y todos los otros programas de "análisis" deportivo futbolero de la semana que hay en todos los canales, para qué se hacen. Y con esto quiero decir que van a ver exactamente el mismo pinche gol en absolutamente todos los programas pamboleros días después de anotado.
* Screen-on-screen. Si pueden hacer salir al osito Bimbo de la media cancha cual Mazinger Z región 4, seguro pueden poner en un cuadrito en la esquina la transmisión del Necaxa-Puebla (¿el Puebla sigue en Primera?) mientras pasan el espot de Convergencia. O al revés.
* Cintillos. Una bandita arriba o abajo de la pantalla, con el logo del IFE a la izquierda y el mensaje partidista a la derecha, cambiando cada 20 ó 30 segundos. Cualquiera puede grabar a malos actores platicando las propuestas del Partido Verde, pero no cualquiera puede hacer publicidad eficaz en un espacio estático de 60 pixeles de alto. He visto que hacen algo parecido en los programas de variedades de Guadalajara con productos milagro, tequila y muebles. Creo que ya lo hacen en el futbol.
Hasta podrían dejarlo permanentemente, y las televisoras podrían pasar anuncios sin interrupción. Incluso podrían pasar dos o más anuncios al mismo tiempo. Sus ganancias se irían hasta las nubes. Posiblemente algún televidente tenga un ataque de epilepsia, pero es un precio menor por la oportunidad de vender el horario triple A cinco veces.

Para ser franco, a mí me gustan esos bloques de tres minutos de propaganda política. Me recuerdan a esas horrorosas cápsulas de 15 minutos de "Partidos políticos" que en el 5 pasaban justo después de La Pantera Rosa, con propaganda de partidos desaparecidos de los que ni sus ex-militantes se acuerdan ya, como el Partido Popular Socialista (mejor conocido como "el del gallito") o el PARM.

Además del factor nostalgia, es bueno que uno sepa que la ordalía va a durar tres minutos (¿alguien sabe cuánto duran los cortes comerciales de las películas de la tele abierta?), así uno puede administrar mejor la ida al baño o al refri. De hecho creo que ese bloque debería ser permanente, siempre y cuando pasen joyas del humor involuntario como el anuncio del PT donde sale el Peje. El diálogo inicial me mata de la risa siempre que lo veo:

- Romeritooos... ¿sin camarones?
- Mariditooo... ¿sin empleo?

¿Y usted, qué opina?

6 comentarios:

Antonio dijo...

¡Milagro! El Mostro ha resucitado ¡Alabado sea el FSM!

Las televisoras apuestan por los peores defectos del televidente: la mala memoria y la excesiva importancia que le damos a su programación. Queda en nuestras manos decidir si su apuesta es correcta.

Muy buena entrada.

Un Abrazo.

Kix dijo...

Jajajajaa!!! Joyas de humor involuntario como el del PT donde sale el Peje... Jajaja, ay mi querido Martín, me tienes botadaza de la risa.

Apoyo la noción, que se quede fijo y así ya sabemos bien bien con cuánto tiempo contamos para ir al baño, o para programar el salto de comerciales con un tiempo exactito!

W dijo...

Jajajajajaja


Ya vi uno de esos anuncios con "advertencia" y me pareció de lo más tenebroso y ridículo (como anuncio de película de/para zombies...)

Yo... como soy inmune a la propaganda de cualquier especie... los dejo pasar por mi cavidad cerebral sin que toquen mis 3 neuronas...


Ya escuché el del PT y Convergencia en la radio...

jajajajaja

besos Perequetín

El Tío César dijo...

Yo he visto los primeros cortes que hicieron, y eran un NO MAMAR por que lo primero que espetan es un "lamentamos interrumpir tu programa favorito"... lamentada que les regreso, no por cortar la transmisión (el América-Morelia no es tanto como para hacer panchos) sino por su falsedad de hacerlo de manera obligatoria.
al menos ya los metieron al redil y ponen los cortes en los espacios publicitarios espaciados (¿no que no podían?), pero no celebremos por que estamos seguros que un nuevo episodio de Mediocracia vs. Partidocracia no tardará en presentarse....

México Liberal dijo...

Hola Antonio,

Aquí me tienes curioseando en tu espacio.

Sobre lo que escribes, te ruego leas en mi blog:

http://mexicoliberal.blogspot.com/2007/11/rplica-credo-de-un-concesionario.html

y

http://mexicoliberal.blogspot.com/2007/11/mxico-amordazado.html

Y aquí hay una diferencia importante, los spots comerciales estúpidos si quieres crean riqueza y es la razón de existir de las televisoras, por el contrario, los spots de los partidos políticos son un robo a la propiedad intelectual de las televisoras.

Antonio dijo...

Hola. Estoy tratando de contactar con Pereque por un comentario que he escrito en "La corte de los milagros" en el post sobre el mapa de de la disisdencia del VIH. Aunque pueda parecer una tontería es un tema de mucha importancia para mí. Si me pudiera ayudar se lo agradecería. Muchas gracias y perdón por las molestias.